12 de julio de 2014

El rey, el prisionero y el caballo que aprendió a hablar

Tras una guerra, los soldados del bando perdedor, estaban prisioneros tras una cerca, fuertemente vigilados.  Todos iban a ser ejecutados. 

Uno de los prisioneros se acercó a un guardián y le dijo: 

- Dile a tu rey que si me perdona la vida, en un año enseñaré a hablar a su caballo y así tendrá algo que ningún otro hombre tiene.

El rey, el prisionero y el caballo que aprendió a hablar
El rey, el prisionero y el caballo que aprendió a hablar

El guardián se lo dijo al rey y éste aceptó.  

Uno de sus compañeros de prisión le dijo: ¿estás loco?. ¡ Nadie puede enseñar a hablar a un caballo !. ¡ Morirás igual !. ¿Por qué le has dicho eso?.  

Recibió la siguiente respuesta:  En un año, puedo morir yo, puede morir el rey y quién sabe, igual consigo que aprenda a hablar el caballo.


2 comentarios:

  1. Eso es lo que hace Montoro: decir que hemos salido de la crisis. Dentro de un año y pico habrá elecciones. Para entonces igual nos hemos muerto más de uno. Un buen truco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas veces, el tiempo arregla él solo los problemas. Otras veces, no. Montoro es solo un aprendiz de Rajoy, el gran especialista en dejar pasar el tiempo.

      Un saludo

      Eliminar